Maya Fiennes in Ultima Hora


Músico, compositora, yogui y escritora. Así es Maya Fiennes, una niña prodigio del piano que, de un día para otro, sufrió pánico escénico y vio peligrar su carrera. El yoga le ayudó a superar el bache y, de paso, le permitió descubrir otra forma de vivir la vida y una nueva profesión. Fruto de su pasión por esta disciplina, ha desarrollado su propia forma de yoga, Yoga for Real Life, basada en Kundalini Yoga, mientras que en 2018 lanzó un nuevo método de baile de yoga, KundaDance, un entrenamiento de alta intensidad, diversión, elevación, cardio y baile de 60 minutos de duración. El próximo día 15 ofrecerá en Port Adriano una masterclass para 50 personas, y la mitad de lo que se recaude irá a beneficio de la ONG mallorquina Amics de la Infància.

¿Cómo descubrió el yoga?
– Yo era concertista de piano clásico y, de repente, comencé a tener miedo escénico, lo cual era inusual porque llevaba años compitiendo desde estudiante y ganando muchos premios, y nunca sentí ese terror, pero cuando cumplí 27 años algo sucedió. Comencé a hacer yoga para calmar mis nervios y funcionó.